Regla de Vida

1- Volvamos a la Regla de Vida, que expresa en su sentido general, el apostolado del Alma Pequeña que Jesús envía hacia los demás.

—————————————————————————
Ve hacia el que sufre, consuélale.
Ve hacia el que duda, tranquilízale.
Ve hacia el que llora, seca sus lágrimas.
Ve hacia el que espera, ejercítale en la paciencia.
Ve hacia el extraviado; enséñale el camino.
Ve hacia el que tiene falta de fe, fortifícale.
Ve hacia el que está en la noche, hazle esperar la luz.
Ve hacia el exaltado, apacíguale.
Ve hacia el indeciso, dale firmeza.
Ve hacia tus hermanos: llévales el buen perfume de Cristo Jesús, su dulzura y su humildad.

2- El apostolado esencial de las Almas Pequeñas es la difusión del “Mensaje del Amor Misericordioso a las Almas Pequeñas”. Es esa su especificidad.

Este apostolado no debe ser organizado obligatoriamente en los islotes con distribución de tareas precisas que realizar, sino que se recordará regularmente la necesidad de que cada uno pueda vivirlo según su estado y sus compromisos personales, familiares, parroquiales, sociales, etc…

“El sentido de los demás” es primordial, pues es el punto de partida, en la Caridad de una Llama de Amor a través del mundo. ¡Donde la haya hecho brotar Yo, allí brillará.!
Cuanto más disponible sea, tanto más iluminará y se extenderá. No impongo nada, pido.
El Alma Pequeña debe guardar su libertad en el Amor y vivirla tan santamente como sea posible. Ganará los corazones acercándose a la miseria humana para consolarla y darle la esperanza.(M. 11.06.1981)

3- Un islote puede comprometerse como islote, en apostolado particular al servicio de la parroquia, puede visitar enfermos, visitar presos, etc… pero la responsable cuidará de que este apostolado no sea impuesto a las Almas Pequeñas, sino que ellas participen en él libremente, según sus aptitudes personales. Por otra parte, las Almas Pequeñas que no puedan participar en un apostolado organizado, pueden y deben ser acogidas en el islote, siempre que participen en el espíritu de la Legión.

Sin embargo, es importante comprender que el apostolado es parte integrante de la vida de un Alma Pequeña. La oración personal y la oración comunitaria, no bastan.